Gran Canaria, entre playas y montañas

Gran Canaria, entre playas y montañas

Si algo tiene Gran Canaria es… ¡Todo!

Su privilegiada ubicación hace de Gran Canaria un destino perfecto en cualquier época del año. Y es que es una isla que goza de un clima estupendo y de un sol radiante que llena de brillo sus rincones y sus más de 200 km de costa y 60 km de playas. Está llena de contrastes en gastronomía y cultura. Tiene pueblitos coloniales, rincones de montañas y paisajes tan variados como encantadores.

El Turismo es uno de sus principales atractivos y tiene una oferta hotelera para todos los gustos. El mejor lugar para dormir, dependerá del plan en el que viajes y de tu presupuesto, pero puedes saber más en ¿Dónde dormir en Gran Canaria?

Oferta hotelera
Hotel con Parque Acuático
Alojamientos para el relax

Desde el minuto uno, te sentirás como en casa gracias a la calidez de su gente y sus ganas por compartir sus tradiciones. Su riqueza histórica llena de orgullo a sus habitantes y no es raro escucharles resaltar que Las Palmas fue el primer lugar de paso de Cristóbal Colón en su primer viaje hacia la conquista de América.

Museo de Cristobal Colón
Las Palmas de Gran Canaria

Lo que no puedes perderte…

MASPALOMAS

Esta popular zona alberga las conocidas Dunas de Maspalomas, con unas 400 hectáreas de arena dorada, adornadas por uno de los íconos del sector, el antiguo Faro de Maspalomas con más de dos siglos de historia.

Compartiendo el mismo horizonte y sin un límite muy definido, está Playa del Inglés donde todo tipo de visitantes convergen para disfrutar cada uno a su estilo de las maravillas naturales. Así, si decides andar por la orilla de la playa, puedes empezar en la zona de las Dunas, pasar por tramos solitarios de playa donde practicar nudismo y llegar hasta Meloneras, lugar donde la oferta hotelera y de ocio atrae cada año miles de turistas que disfrutan de la vida nocturna y del conocido casino.

Maspalomas
Playa del Inglés
Espectáculo en el Casino

MOGAN

A primera vista, parece un puerto escondido, pero es más un pequeño pueblo marinero repleto de calles coloridas y rincones que te invitan a contemplar los increíbles atardeceres en la bahía. Es uno de esos lugares para ir en cualquier plan: con niños, en pareja, con amigos o solitario para propiciar un encuentro contigo mismo.

Puerto de Mogán
Playa de Mogán

TEROR

Si te gusta la historia y la arquitectura colonial, en Teror te deleitarás paseando por sus calles de adoquines, balcones externos y una carga cultural con un clima de montaña.

Como atractivo principal, puedes visitar la Basílica de la Virgen del Pino, patrona de la isla, una edificación del S.XVIII y que se ha convertido en un lugar de peregrinación para los habitantes de la isla. Muy cerca de allí, si continúas con el recorrido, encontrarás la Plaza Teresa de Bolívar y admirar el monumento al Libertador, Simón Bolívar.

Pero no creas que cultura, historia o religión será lo único que encontrarás en Teror. La gastronomía y la artesanía también son de los principales atractivos de este pueblito y en el mercadillo popular que hacen cada domingo podrás llevarte los más curiosos souvenirs de artesanía típica canaria o los típicos chorizos de untar y morcillas dulces que son una especialidad reconocida en toda la isla.

Teror
Arquitectura Colonial
Rumbo a Tejeda

LAS PALMAS DE GRAN CANARIA

La capital de la isla es pequeña pero consistente. Las calles del barrio antiguo de Vegueta cuentan con una carga histórica que han sido recorridas por piratas, guerreros y colonos. En un mismo recorrido puedes visitar la ermita de San Antonio Abad, la Plaza Santa Ana y la Catedral del mismo nombre cuyas huellas alcanzan más de 500 años. Además, puedes encontrarte con el pasado de quienes emprendieron viajes de aventuras hacia el continente desconocido en el Museo Casa de Cristóbal Colón, con una arquitectura colonial de patio central, rodeado de plazas tradicionales y casas con balcones de madera y calles de piedras que te trasladarán hacia tiempos memorables.

Como contraste, muy cerca encontrarás una playa larga que parece más una piscina natural gracias a la barrera de coral que la protege del oleaje y donde serás testigo de las puestas de sol más increíbles. Es un escape natural en plena ciudad. Y es que si Madrid tiene El Retiro, Las Palmas tiene Las Canteras.

Las Palmas
Catedral de Santa Ana - Las Palmas
Playa de Las Canteras